El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Poesía filosófica y humorística en alemán

Andrés Amezcua

 

 

poesía humorística en alemán

Por sentido común, podríamos intuir que conceptos tales como filosofía y humor  no van muy de la mano, y menos aún si tales conceptos son aplicados a la tradición poética alemana. La seriedad alemana es una idea tópica muy común en nuestro contexto, en el cual todo está salpicado del humor y del doble sentido, donde la broma nunca falta en cualquiera de nuestras situaciones cotidianas. Sin embargo, tal prejuicio ha sido ganado a pulso por los mismos alemanes. Sus principales corrientes filosóficas clásicas (Idealismo y Romanticismo) pueden resultar todo menos llenas de humor. Nietzsche, que debió conocer bien a sus paisanos, trata de justificar de una manera menos prejuiciosa la incapacidad del espíritu alemán para el humor. En el aforismo 27 del Más allá del bien y del mal comenta:
‘’Es difícil ser comprendido: en especial si uno piensa y vive gangasrotogati (al ritmo del Ganges) entre hombres que piensan y viven de otro modo, a saber, kurmagati (al ritmo de la tortuga o, en el mejor de los casos, mandeikagati, <<según el modo de caminar de las ranas>>’’
Hablando del idioma en términos musicales, Nietzsche explica más a detalle tal incapacidad en el aforismo 28:
‘’Lo que peor se deja traducir de una lengua a otra es el tempo (ritmo) de su estilo: el cual tiene su fundamento en el carácter de la raza (...) El alemán es casi incapaz de usar el presto (rápido) en su lengua: por tanto es licito inferir legítimamente, también es incapaz de muchas de las divertidas y temerarias  nuances (matices) del pensamiento libre, propio de espíritus libres. Así como el buffo (bufón) y el sátiro son ajenos a su conciencia, así Petronio y Aristófanes le resultan intraducibles. Todo lo serio, pesado, solemnemente torpe, todos los géneros fastidiosos y aburridos de estilo están desarrollados entre los alemanes con abundantísima multiformidad...’’
Para Nietzsche, no exento de un atisbo de prejuicio, el gusto alemán es un gusto rococó in moribus et artibus (tanto en las costumbres como en las artes).
Por fortuna, pero irónicamente, Nietzsche representa ese aspecto humorístico de la tradición poética alemana, y no sólo él, sino que también muchos otros grandes poetas y escritores alemanes, que no son muy conocidos por este lado del charco. En efecto, el cliché del alemán serio y profundo se debe en gran medida a que de los autores que nos han llegado traducidos (porque de poesía y literatura alemana se conoce bastante en México), solo un  aspecto de su tradición ha sido exhaustivamente agotado. Esta antología tiene como propósito, en palabras de Wolfgang Vogt, hacer visible aspectos de diferentes de la poesía alemana relacionados con la reflexión critica y el humor. La antología incluye poemas emparentados con el aforismo, la sátira e incluso con el chiste y refrán popular, pero que, según Vogt, pocas veces ocupan lugares destacados en la historia de la poesía alemana.
Para invitar al lector a hacer una lectura de esta antología les dejo una probadita del tipo de poemas que se encontrarán.
                                         

                      Gotthold Ephraim Lessing (1729-1781)

Elogio de la pereza
Pereza, ahora quiero cantarte
también a ti un pequeño himno de elogio
Oh cuánto ------ me ------- cues -------- ta
¡elogiarte ---------------------- dignamente!
Sin embargo, quiero hacer lo que pueda
después de trabajo descansa uno a gusto.
Supremo bien quien te tiene a ti,
cuya vida tranquila ------------
¡Ay! -------- bostezo -------- me estoy cansando ----------
Bueno ---- así ----- tal vez --------- me perdones
que no puedo entonarte un himno de elogio
no me dejas hacerlo.

 

 

 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player